Ahorra en primavera, la mejor época para hacer un colchón de cara a las vacaciones

facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

FOTO: Wikipedia

La primavera es la época del año donde es más fácil ahorrar, hasta un 47% en el consumo energético del hogares que en el resto del año según la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) y datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). Lógicamente el aumento de la temperatura y de las horas de luz permiten generar menor gasto, tanto en electricidad como en calefacción; tampoco hace un calor machacante que requiera encender el aire acondicionado.

Sin embargo, el buen tiempo también trae acompañado las temibles terrazas y el aumento de la actividad social que pueden disparar los gastos casi sin darnos cuentas. Por ello, te proponemos algunas ideas para que disfrutes al máximo esta primavera sin disparar el gasto para permitirte ahorrar de cara a las vacaciones de verano.

En primer lugar, debes aprovechar la transición de la primavera en lo que a consumo de suministros se refiere. Baja al mínimo el termostato para evitar que se encienda la calefacción; también recuerda bajar la temperatura del agua caliente ya que el agua no llega tan fría al domicilio.

FOTO: wikipedia

Comer comida que no necesita cocinado, como ensaladas es sano y más agradable en esta época, pero no te obsesiones, el gasto de suministros de electricidad y gas en cocina es aproximadamente del 2% del total.

Hablando de costumbres sanas que permiten ahorro, ¿qué tal si cambias las tardes de bares con amigas a tardes de paseos agradables? Pondrás tu cuerpo a punto para el verano, aumentarás tu actividad social y no gastarás nada. ¿No te parece una buena opción? Eso sí, si tienes alergia evita lugares y momentos donde los niveles alérgenos sean altos.

Al igual que cuando llegan épocas extremas de temperatura revisas el aislamiento del edificio, la primavera es el momento perfecto para poner a punto el aire acondicionado, lo que te permitirá enfriar de forma más efectiva la casa cuando realmente llegue el periodo de calor.

Revisa tu armario, guarda la ropa de invierno y prepara las prendas y accesorios adecuados para la época que se nos echa encima. Te ayudará a determinar si necesitas comprar algo para ir echando un ojo en las tiendas y no comprar lo primero que veas cuando te surja la necesidad.

En lo que a ahorro se refiere, el clásico de la hucha siempre es una buena opción. Cada vez que pienses en las vacaciones introduce algo de dinero. También puedes sacar una cantidad fija para los gastos del mes e introducir lo que te sobre en ella para tener un extra que te permita algún capricho durante las vacaciones.

Hablando de vacaciones también puedes ir reservando fechas y alojamientos dentro de las previsiones que te permita el trabajo. Normalmente realizar las reservas vacacionales con tiempo suponen un gran ahorro y te permite comparar opciones con tiempo.

facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *